Follow by Email

martes, 29 de mayo de 2012

El poder de la palabra.

Hay veces que las palabras hacen mucho daño. Hay veces que las palabras que no se dicen también. Las palabras, aunque pensemos que son algo insignificante, tiene más poder de lo que le podemos atribuir en un primer momento. Depende de quien lo dice, como se dice y sobretodo a quien.

Hay ocasiones que dar una etiqueta a algo, lo marca de por vida. Hay nombres que cambian la vida de las personas que lo llevan. 

Hay palabras, que al escucharlas cambian el ánimo de quien las escucha, para bien o para mal. Y hay palabras que a fuerza de repetirlas, pierden su verdadero significado. 

A veces, es bueno medir las palabras, porque algunas se clavan en el alma y ya no las puedes arrancar. Algunas se quedan a vivir en tus oídos y no quieres dejar de escucharlas, aunque ya no sean audibles para nadie más.

A veces es bueno dosificar determinadas expresiones, para no gastarlas, para que no pierdan esa magia de la que están dotadas. A veces es mejor callar y dejar lo que vas a decir para mejor ocasión. A veces callarse, sobre todo si es a tiempo, significa perder la batalla, pero ganar la guerra.

A veces ya no bastan las palabras y hay que pasar a la acción.

6 comentarios:

  1. Y a veces, también son importantes las cosas que no dijimos, las que dejamos de decir, las que ya no podremos decir aunque quisiéramos...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Si, hay veces que pierdes la oportunidad de decir algo y jamás la vida te vuelve a dar otra oportunidad.
      Totalmente de acuerdo.

      Eliminar
  2. Me quedo con tu última frase: " A veces ya no bastan las palabras y hay que pasar a la acción."; de hecho creo que no sería la misma frase con la misma melodía si hubieras borrado ese YA...
    Será que estoy en esa misma fase...
    Saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que hay veces que por mucho que digas, si tus palabras no van acompañadas de actos, no sirven para mucho.
      Llega un momento que te cansas de repetir siempre lo mismo. Llega un momento en que te cansas de escuchar las mismas cosas.
      Y cuando estás en esa fase, es el momento de actuar, de darle la vuelta a todo.
      Bss

      Eliminar
  3. Respuestas
    1. Si si, que más quisiera yo. Es lo que tiene ser pececitos en cuarto creciente ¿no? Si es que nos parecemos mucho, menos en el físico, que sales ganando tu, jeje.
      Besotes.

      Eliminar

Se ha producido un error en este gadget.